Llorar es realmente malo para tus cuerdas vocales.