Estaba estudiando para ser arquitecto, no planeaba unirme al cine. Las películas eran solo otra opción profesional. Empecé a actuar con el mismo entusiasmo de colegiala que tenía por los exámenes. Actuar es un trabajo y me lo tomo muy en serio.