En el negocio del cine, cuando eres joven, solo quieres trabajar. Pero cuando seas mayor, tiene más que ver con quién está involucrado en el proyecto, con quién te subirás al barco.