El problema con el guión es que no es literatura y no es una película. Es un tipo de plano técnico muy extraño que se transformará absolutamente en algo más que no es eso, ¿sabes? Sinceramente, un guión no es literatura.