Todo el mundo busca validación, sin importar quién sea usted, y creo que esa es una necesidad de la condición humana: buscar afecto, reconocimiento o validación.