No quiero profundizar demasiado, pero creo que una de las razones por las que abrazamos a los superhéroes y este mundo es que estas son personas normales que tienen poderes increíbles con los que se puede relacionar de alguna manera, en el sentido de que no tenemos grandes superpoderes, pero hay fuerza dentro de nosotros que podemos utilizar en nuestras vidas. En última instancia, son personas normales con problemas.