Algunas de las historias que admiro parecen concentrarse en un momento y lugar en particular. No hay una regla sobre esto. Pero hay un sentido ordenado en muchas historias que leo. En mi propio trabajo, tiendo a cubrir mucho tiempo y a saltar hacia atrás y hacia adelante en el tiempo, y a veces la forma en que lo hago no es muy sencilla.