A veces es bueno que la gente no sepa nada de mí.