Todo el mundo tiene derecho a pensar lo que quiera y a expresarlo, pero mi experiencia personal del día a día no entra en contacto con ninguna de esas personas.