Nunca me arrepiento de lo que rechacé.