Las películas funcionan gracias a los guiones, los personajes y lo que ves en la pantalla.