Cada generación de niños tiene su héroe privado.