Los puentes y las carreteras tardan años en construirse, pero con demasiada frecuencia, los estados y las comunidades no saben si los fondos estarán disponibles para ellos más de unos pocos meses a la vez.